Resumen

Este artículo, aunque en su título hace referencia a la palabra fe y la acción que realiza un simple sacerdote de pueblo, Unamuno se refiere a la condición que tiene un filósofo. Cuando un filósofo descubre un nuevo acontecimiento entra en el conflicto entre dos situaciones inconmensurables. Unamuno va a superar la lógica y suprime la contradicción. En la vida normal se da el diálogo entre posiciones encontradas, lo mismo que muestra el texto trabajado; narra la historia de un simple cura de pueblo que no posee fe, pero transforma la vida de los fieles.


El filósofo tiene que tratar de mediar la racionalidad, al igual que estar en contrariedad; la historia narrada es una contradicción, al igual que la historia de la filosofía es una historia de contra – dicciones, de lo que unos dicen y contradicen otros, lo que hace posible vislumbrar este sentido es la argumentación propuesta por Unamuno.


El texto hace referencia al mito, aunque esta figura no es algo filosófico. Se toma de iniciación que lo que no se puede pensar se puede narrar (Ricoeur). Filosofamos por menesterosidad, según Platón y Unamuno. De aquí el concepto al que se le hizo hincapié, que es la poiesis. El poeta creaba los mitos. (Ciencias prácticas, teórica y poiesis, Aristóteles). La poética sería aquella acción que recae sobre una exterioridad. El texto trabaja las acciones de cada uno de los personajes y la diferencia que se tiene dentro de la vida cotidiana entre llegar a la cima y el entrar y hacer un cambio a la sima de la montaña. Aquí versan los momentos de trabajo que se presentan a continuación.